domingo, 5 de junio de 2011

Susana Fernández Sachaos, Tránsito, 2011


















La garza


No puedo llamarte

con una palabra,

ni describir tu libertad.

Goza el espacio tus alas

de color jacinto.

Tus ojos dicen del agua,

a veces del desierto.

Crezco en tu vuelo,

me apaciguo, tiemblo.





El gorrión


Sin nido fijo, sin bandera,

te extiendes por el mundo.

No hay cepo que te prenda

porque sin vuelo mueres.

Tu huella cabalística,

dibuja mis deseos.

Si vienes por la tarde,

saltarás los reflejos,

y animarás al sol

que ya se esconde.


Pájaro de fuego


Hay un clamor rojo en el aire.

Un pájaro de fuego cruza

a ras del agua.

He visto llamear la lejanía,

la tengo en la mirada.

Con otro ánimo, con otra espera,

se repite ese fulgor.

Una dicha existía y ahora vuelven

esas alas rojas que son mías

y del ave de fuego.

Somos dos y uno en el poema.

Lejos quedó una tierra quemada

por el infierno de los hombres,

a la que no volveremos;

porque somos el ave y yo,

fugitivos de esa tierra.

Porque somos las alas y el fuego,

y el intento de un poema

que sólo arda en la belleza.

Fuente:http://rampa5.galeon.com

Susana Fernández Sachaos, poeta, dibujante,ensayista y amiga que llegamos a ver el miércoles pasado en el hospital, con la lucidez y esperanza de siempre; quede entre nosotros su memoria luminosa.

3 comentarios:

Rayuela dijo...

un abrazo*

eutanasia dijo...

Very good writings, nice bit of nuance to this gray afternoon, hug Ig.

Bípede Falante dijo...

Não a conhecia. Gostei muito. Beijo :)