sábado, 7 de agosto de 2010

Lilian Gish o el misterio













Miro esta cara y adivino un misterio.
Se trata de Lilian Gish (1893-1993), la actriz fetiche de D.W.Griffith.
Ahora hago una pausa; estoy mirando Las dos tormentas, filme de 1920.
La chica pobre va a visitar a unos parientes ricos; allí, en una fiesta, conoce a un Don Juan con quien se casará en secreto. Cuando ella queda embarazada, él la abandona.


Hago un repaso argumental de otros filmes de Griffith y doy con esta doble recurrencia;la aparición de Lilian Gish interpretando a chicas desdichadas.
Primero pensé en las infancias tristes en las novelas de Dickens.
Después, apreté el botón de pausa: en la pantalla, estaba la mirada radiante de la chica, emocionada al dar el sí a su futuro marido que ella imaginaba eterno, como en los cuentos de hadas.
La sentí tierna, amorosa, pero ingenua hasta para suicidarse.
(Mejor dicho:esa ingenuidad ya era un suicidio)


Imaginé en la misma situación-en la imposile misma situación- a Noomi Rapace, la visceral actriz que encarna a la vengativa Lisbeth Salander de la trilogía Millenium.
El agua y el aceite.


Lilian Gish murió casi centenaria y siempre mereció el trato de miss.


Una vida discreta y tal vez triste.
Una vida no muy distinta de los guiones que interpretaba-al menos en la era Griffith.
¡Claro!
¿Cómo no se me ocurrió antes?
¿Con qué otro personaje sino con ella?
Aquella novela trata, como bien dice parte de su título, de "los infortunios de la virtud"

Así es la cosa:Lilian Gish es Juliette.

10 comentarios:

Gerana Damulakis dijo...

Que fotos belíssimas!
Morrer quase centenária - que sonho!

Lisarda dijo...

Viste, Gerana? Uma mulher de um rosto inesquecível.

libres todos dijo...

si.. realmente..bella y trágica ingenuidad
Me encanta..

Anónimo dijo...

si.. tragica ..bella ingenuidad..me encanta.
claudia migliore

Francisco de Sousa Vieira Filho dijo...

O trágico andando a passos com a vida...

Lisarda dijo...

Claudia, volviste! ¿Con quién me engañabas?

Andrew Finnie dijo...

Oh Yes Lilian Gish has that glow. It's a romantic glow, I'd forgotten (but I never noticed it before). Thanks for the education :)

Lisarda dijo...

Francisco, o mais intenso trágico,nao? No quotidiano.

Lisarda dijo...

Welcome, Andrew, and thanks for your comment.
And much more thanks for your wonderful page-http://andrewfinnie.blogspot.com/ and your delightful art.

Tuca Zamagna dijo...

Sua visita e seu comentário me fizeram vir até aqui, Ignacio. Gracias! Achei magnífico este post!
Seu texto está perfeito e as fotos de Lilian Gish são simplesmente deslumbrantes!

Grande abraço